Relatos de Terror, Cuentos de Miedo, Leyendas Urbanas

La visión del arquitecto

Publicado por
|

El día había terminado y la noche comenzaba, cuando un hombre anciano llegaba de su nuevo trabajo, era un arquitecto orgulloso de su creación que había realizado durante todo el día. Tenía un ambicioso proyecto entre manos, no era muy tarde pero decidió descansar para estar preparado para el siguiente día, apenas era el 5° día de su nuevo trabajo y ya estaba ansioso por hacer su obra cumbre, esperaba que al llegar fuera recibido por su hijo pero no estaba, en cambio detrás de él había una silueta de una persona la cual apenas se distinguía, pero no parecía de la importancia del arquitecto el cual solo se sentó en su sillón preferido y durmió.

Apenas había cerrado los ojos, cuando de pronto un sobresalto lo hizo reaccionar, el hombre ya no estaba en su sillón, sino más bien estaba en un sombrío lugar, donde la tierra era roja y el cielo negro, ignorando que sitio era este, se puso nervioso, y comenzo a caminar con cautela, pudo ver que del cielo surcaba un jinete con caballo blanco, seguido por uno de color café, le continuaba uno pinto y por ultimo uno negro, no sabía si era la curiosidad o el morbo pero decidió ir a ver de dónde venían, Al llegar vio algo que lo dejo sin habla:

Eran cuerpos, cuerpos sin vida, estaban amontonados y conformaban montañas gigantescas que solo se podían contar por millares, eran hombres mujeres y niños, estaban desnutridos, tocando la carne con el hueso, otros con heridas mortales, y unos más con piel putrefacta con manchas y gusanos, el hombre lo entendió, el jinete del caballo blanco trajo hambruna, esta ocasiono guerra traida por el jinete del caballo cafe, y ocaciono la llegada del jinete del caballo pinto que trajo peste y concluyo con la marcha del jinete negro el de la muerte.

Quería ignorar lo que le rodeaba pero no podía, caminó sin rumbo ni esperanza, prefería mirar el piso, para asi evitar ver el aterrador entorno, pero aun así podia ver la sangre que ya estaba seca, tras una larga travesía levantó la mirada y ya no vio los millares de cadáveres, solo veía 2 cosas una de ellas era una iglesia y la otra el horizonte, marcada por una línea naranja, fue a la iglesia cuya luz estaba encendida tal vez alguien estaría aún con vida y le contaría a detalle todo el origen del horrible acontecimiento, al entrar vio un hombre desnutrido pero aun con fuerzas para expresarse de manera efusiva en el atrio.

-PECADORES -gritaba con todas sus fuerza el esquelético hombre. ¡¡¡TODOS SOMOS PECADORES HACE 2000 AÑOS CRISTO VINO A LIMPIAR EL MUNDO, PARA LIMPIAR NUESTRAS ALMAS DE NUESTROS PECADOS, PERO NOSOTROS LE ABRIMOS LA PUERTA AL DEMONIO, HOY NO IMPORTA LA FECHA, SOLO SABEMOS QUE TODO ESTO esta A PUNTO DE TERMINAR!!!

El anciano que no se atrevia en adentrarse al templo, solo se quedaba en la puerta. miró como una mujer hablaba con una niña la pequeña le preguntaba:
¿Mami por qué ocurre todo esto y por qué estamos en esta iglesia la cual parece que se derrumbara en cualquier momento?

-Hija,- contesto la mujer de aspecto Fúnebre – entiende solo si venimos a la iglesia nos salvaremos, si le rogamos a Dios dará marcha atrás y mañana todo volverá a la normalidad, y haremos todo lo que hacíamos antes como si nada hubiera pasado.

El hombre salió del lugar, no camino demasiado cuando se cayó en pedazos, caminó hacia al horizonte, durante un largo tiempo, llego hasta unas montañas las cuales subió. al llegar hasta la cuesta, estaba agotado quedando en ropas andrajosa y sucio, y miró con horror, la razón por la que el horizonte era naranja, veía las puertas del infierno abiertas de las cuales salían demonios, y se podía ver un hombre de cabellos largos y lacios negros como el carbón, de piel blanca y una túnica roja como la sangre, con rostro parecido al de una mujer, miró fijamente al anciano, y le lanzo una llamarada de fuego.

en ese momento el anciano desperto todo habia sido un sueño.

¡¡¡LUCIFER!!!, grito el anciano secando el sudor de su frente y veía que aún era de noche.

¿Me hablaba mi amo? Preguntaba un hombre de manera muy amable y servil, era el mismo que soñó el anciano, y el anciano no era otro si no el mismo Dios quien miro a su más querido hijo, Dios se levantó de su sillón, el cual le servia como trono, Caminó hacia la silueta que había visto antes de dormir, era una estatua de barro la que solo le faltaban detalles para ser terminada, Dios la destruyó, Lucifer preguntó por qué lo había hecho, a lo que el Omnipotente respondió que la estatua que hiba a ser llamada Adan, seria parte de su mas majestuoso proyecto.

la humanidad.

pero por lo que vio la humanidad se destruiría algún día, al principio pensó que si eso pasaria, con enviar un diluvio y un mesías bastaría, pero recordando lo dicho por la mujer de su visión al siguiente día volverían a ser los mismos, podía quitarle el libre albedrio pero solamente crearía un mundo libre de libertad, ya había acabado con la humanidad ahora destruiría a Lucifer antes de que él lo destruyera.

Esa había sido la noche del quinto día de la creación y amanecía el sexto día

Publicar un comentario

Usted debe estar conectado para publicar un comentario.

Relatos de Terror

Todos los relatos que publicamos han sido enviados por nuestros usuarios, en muchos casos no podemos verificar que sean de su autoría por lo que te rogamos que si alguno de los escritos que aquí aparecen vulnera tu propiedad intelectual nos lo hagas saber por medio de este formulario.
Síguenos: Twitter | Facebook
Escalofrio.com - El portal del miedo y el terror Copyright © 2015 Escalofrio.com All rights reserved.